De Veracruz al mundo
ESPACIO CIUDADANO
Jorge E. Lara de la Fraga
2021-04-04 / 11:04:29
Monólogo con un colega ausente
Me ubico en la inmanencia y no en la trascendencia. Se vive una única vez -esa es mi posición personal ideológica con sustento en la ciencia y en la naturaleza- aunque respeto a los congéneres que aluden a la otra vida. En mi caso, una vez que cumpla mi ciclo existencial, espero que mis familiares y mis conocidos me rememoren en ciertas ocasiones por mis imprudencias, mis locuras, mis sueños o utopías y por algunos proyectos o cuestiones positivas que haya efectuado. Triste sería que no dejara huella en mis contemporáneos y en mis amistades cercanas, así como mis seres queridos. Tal preámbulo obedece a que hoy recupero un viejo escrito que a los 45 años elaboré ante la muerte de un compañero de trabajo, el cual a una edad temprana, casi al cumplir las cuatro décadas, fue víctima de un accidente automovilístico durante el cumplimiento de una encomienda oficial de una institución educativa. A ello obedece el título de la presente entrega.



Hasta luego amigo; vamos nosotros atrás, caminando. Sigues igual de impaciente. “Genio y figura”, vas más aprisa, tu inquietud, tu nerviosismo, tu responsabilidad polifacética, tu afán de “estar en la jugada”, nos impide alcanzarte… por el momento. Piensa que vamos resguardando tus pasos, que vamos valorando, a ritmo acompasado tu desempeño en las comisiones de confianza, apreciando asimismo tu seriedad y ortodoxia en la acción profesional de tu permanente magisterio. Te observamos como el individuo que, con afán de servicio y con disposición anímica, transitas de norte a sur en este nuestro Estado que lo conoces y lo vives a plenitud y te sientes realizado cuando cumples con las disposiciones diversas encomendadas. Aun con toda la carga laboral que tenías a cuestas, sabíamos que entre comisión y comisión sacrificadas tu tiempo libre para seguir preparándote académicamente y ser un modelo, un ejemplo, un paradigma para tus hijos. Pudimos estar de acuerdo o en desacuerdo contigo, porque a fin de cuentas ninguno de nosotros es perfecto, pero si te expresamos que las desavenencias que hemos experimentado como grupo nos han servido como el punto de apoyo para respetar mejor nuestras disímbolas personalidades. Tus amigos y tus filiales de siempre vemos que, como los guerreros nórdicos, vas espada en ristre a demoler anticipadamente los molinos de viento y a esparcir tu emoción hacia los diversos ámbitos de nuestra patria chica. No te imaginamos en un camastro, en un recinto frío, en estado estático esperando pacientemente la disminución progresiva de tus capacidades vitales; tu volcánica dinámica te ha posibilitado recorrer primero, de manera lamentable, ese tramo insondable, ese puente crucial con grandeza espartana y con dignidad. Seguirás con nosotros, con tus seres queridos, con tus colegas de labor. Con “los cuates” disfrutarás de las quinielas, de las lecturas aleccionadoras, de las partidas de pókar, de las contiendas futbolísticas, del debate apasionado. También seguirás participando en las jornadas comunitarias, en las asesorías técnicas, en los simposios y foros, así como en los eventos culturales.



Así te recordaremos, porque hasta el final fuiste consecuente con tu línea, con tu inquietud avasalladora. Así también con esa imagen propositiva encontrarán tus seres



entrañables el bálsamo tranquilizante que los impulse hacia adelante, a no flaquear ante las adversidades, a “echarle el resto” a las cosas, a empujar vigorosamente en el estudio y también en el trabajo. Nosotros, los compañeros de labores institucionales, te queremos decir que ganaste tu batalla postrera, pues como el Cid Campeador, el azote de los sarracenos, eres el elemento que en adelante nos aglutinarás, nos reunirás en ese contingente de colegas y de amigos que anhelan algo más que el fugaz esparcimiento, que el interés político pasajero, que la similitud de ideas o a la configuración de un bloque con propósitos muy particulares.



Te decimos finalmente que estamos contigo, con tus seres entrañables y aun cuando estamos conscientes que no podemos variar los acontecimientos, hacemos el compromiso público con tu esposa e hijos, para que no vacilen en recurrir a nosotros a fin de subsanar, en modestísima proporción, los problemas subsecuentes que provoca un vacío existencial de esta naturaleza. El ser humano leal no muere cuando exhala su último aliento fisiológico, fallece cuando no deja simiente entre sus congéneres, cuando no aporta su almácigo de inquietudes. Tú seguirás deambulando con nosotros, en este mundo que a veces nos asfixia pero que también nos anima e impulsa a seguir, cuando sentimos que cumplimos con nuestro deber y cuando vemos coronados nuestros afanes legítimos y justos. En relación con el preámbulo del presente escrito, incorporo un fragmento de un poema de Nezahualcóyotl, el Rey Poeta:



… Así somos, somos mortales,



de cuatro en cuatro, nosotros, los hombres,



todos habremos de irnos,



todos habremos de morir en la tierra.



... Nadie en oro se convertirá,



en la tierra quedará guardado…



____________________________________________



Atentamente.



Profr. Jorge E. Lara de la Fraga

Nos interesa tu opinión

>
   Más entradas
ver todas las entradas
• La Benemérita, a 134 años de existencia 2020-11-24
• “Hay que ser sabios…”, congruentes y prudentes 2020-11-16
• “Zopilote” antimaderista caído en Chavaxtla. 2020-11-09
• Las series mundiales y los Dodgers. 2020-11-03
• Felipe, ser leal y hombre sencillo 2020-10-27
• ¿Están en la misma frecuencia el Papa y los sacerdotes de México? 2020-10-19
• El juicio a expresidentes y una “encuesta doméstica” 2020-10-12
• ¡Hasta el Papa cosecha “fuego amigo”! 2020-10-06
• Para transformar a México, ¿avanzamos o frenamos? 2020-09-27
• ¡A 55 años de un acontecimiento guerrillero! 2020-09-22
• Felipe de Jesús, el “manitas sucias y sangrientas”. 2020-09-19
• Una serie coreana reveladora 2020-09-12
• Una húmeda remembranza infantil. 2020-09-05
• ¿Repetirá Trump o triunfará Biden? 2020-09-01
• Es sencillo: ¡déjenlos ser! 2020-08-26
• Lozoya y su moderna caja de Pandora. 2020-08-20
• El IPE, entre zozobras y esperanzas 2020-08-15
• Un huatusqueño distinguido y gentil. 2020-08-08
• ¿Por qué soy, pienso y procedo así? 2020-08-02
• BENV: 28 años de logros, retos y compromisos 2020-07-26
• Rébsamen, ariete de la reforma educativa (siglo XIX). 2020-07-19
• Rébsamen, ariete de la reforma educativa (siglo XIX). 2020-07-12
• Raúl Vera, “el que camina con quien padece” 2020-07-06
• ¡A preservar la casa que todos habitamos! 2020-06-29
• A medio siglo del mundial “México 70” 2020-06-20
• ¡Fuera tinieblas, que irrumpa la luz! 2020-06-15
• ¡Ánimo, nos veremos en los próximos comicios (2021 y 2022)! 2020-06-08
• El Coronavirus “descobijó” a Donald Trump 2020-05-31
• Entre penas y recuerdos 2020-05-24
• El Covid-19 y mis nietos. 2020-05-20
• El Covid-19 y mis nietos 2020-05-18
• Un pugilista portentoso 2020-05-12
• ¡La naturaleza no olvida, siempre sanciona! 2020-05-05
• “Temporada de zopilotes”, en el siglo XXI 2020-04-27
• La pandemia, “como anillo al dedo” 2020-04-20
• Ante la emergencia, la necesaria unidad nacional 2020-04-12
• El coronavirus y la cuarentena 2020-04-06
• La pugna EEUU-CHINA y en coronavirus 2020-03-28
• En el vuelo del águila 2020-03-23
• Esos machos: ¿Quién tira la primera piedra? 2020-03-18
• El Rey Midas “del chayote” 2020-03-09
• La aventura de un singular anciano 2020-03-01
• En contra del sadismo escolar. 2020-02-26
• La juventud en sincronía con sus talentos 2020-02-18
• La ciencia y los farsantes 2020-02-11
• Los dos Papas y el Guasón 2020-02-05
• La BENV dinámica y propositiva 2020-01-27
• Aún hay médicos honestos y eficientes. 2020-01-21
• En aras de los “faros existenciales” 2020-01-13
• La generación silenciada de la dignidad 2020-01-07
• Algo para los inquietos renuevos. 2020-01-02
• Nepantla 1974 y “la guerra sucia” 2019-12-23
• Reflexiones en el atardecer 2019-12-16
• Hacia un promisorio segundo año de gobierno 2019-12-12
• ¡Parece que fue ayer, hace 57 años! 2019-12-04
• ¿EL ocaso de los “3 fantásticos”? 2019-11-27
• ¡AMLO, a un año de gestión! 2019-11-18
• El cambio avanza, la resistencia arremete 2019-11-12
• “El Canelo” y mis dudas 2019-11-04
• “El caballo negro” de la Serie Mundial 2019-10-24
• Huatusco, vivencias y potencialidades 2019-10-21
• ¡Media centuria de la Oficial “B”! 2019-10-14
• Córdoba y José José en la nostalgia 2019-10-03
• ¡Un prodigioso Conjunto Folklórico! 2019-09-19
• Superviviente designado. 2019-09-10
• Superviviente designado. 2019-09-10
• ¡Agonía y éxtasis… hace 31 años! 2019-09-03
• Reconocimiento al Maestro Rodríguez Revoredo. 2019-08-27
• Miguel Montalvo y sus cuentos. 2019-08-20
• “Los Grillos”, generación comprometida 2019-08-14
• En pos de tranquilidad y frescura 2019-05-29
• Preocupaciones añejas de un profesor. 2019-05-15
• El difícil arte de gobernar 2019-05-02
• Pronósticos, caídas y éxitos deportivos 2019-04-25
• Hawking y los agujeros negros 2019-04-17
• Con todo respeto al Señor Presidente. 2019-04-11
• A cinco lustros de un infame crimen 2019-04-03
• ¿Acabó “el recreo” para la CNTE? 2019-03-27
• Lapsos para “apretar tuercas” 2019-03-20
• Entre posgrados, capacidades y rendimientos 2019-03-14
• Ayer tuve un sueño… 2019-03-06
• ¡Congruencia, eficiencia y honestidad! 2019-02-24
• Lobo imperialista despiadado 2019-02-12
• De historia y de un familiar 2019-02-07
• Preguntas inquietantes y respuestas sorprendentes 2019-01-30
• ¡La lucha por ser mejor! 2019-01-17
• Un suplicio: el pago del predial. 2019-01-10
• ¡Más acciones, menos declaraciones! 2018-12-19
• Entre difuntos, historia y añoranzas 2018-11-22
• Vientos de transformación 2018-11-15
• El optimismo ante el devenir 2018-10-25
• ¡Más luz y menos oscuridad! 2018-10-17
• La masacre del 68 2018-10-01
• ¡Hace 50 años hubo gas y represión! 2018-09-25
• Trepidante cotejo boxístico 2018-09-20
• ¡A laborar con dignidad, honradez y eficiencia! 2018-09-11
• Entre suspenso y nuevos horizontes 2018-08-30
• ¿Todos somos “morenistas”? 2018-08-22
• Una luz de esperanza… 2018-08-15
• Miscelánea temática 2018-08-08
• Una mujer humanista y valerosa 2018-08-01
• En torno a esa mentada Reforma… 2018-07-25
• Reto importante y compromiso histórico 2018-07-18
• La BENV y “La Reforma” 2018-07-11
• La BENV y “la Reforma” 2018-07-05
• ¡No se acaba, … hasta que se acaba! 2018-06-27
• ¿Por qué debemos votar? 2018-06-22
• ¡Hace 50 años murió “El Chango”! 2018-06-12
• Una familia veracruzana (segunda y última parte) 2018-06-06
• ¡Una “Alameda” en peligro! 2018-05-31
• Una familia veracruzana 2018-05-28
• ¿Existe el crimen perfecto? 2018-05-21
• ¡Sigue la guerra sucia! 2018-05-14
• ¡La amistad, por sobre las diferencias! 2018-05-05
• ¡El miedo no anda en burro! 2018-04-30
• El Huatusco de mis afectos 2018-04-25
• El Bronco: mentiras, trampas y cinismo 2018-04-16
• ¡Con sabor y sudor popular! 2018-04-09
• Incremento en el deterioro ecológico 2018-04-04
• ¡Van Gogh sigue vigente! 2018-03-28
• ¿Un alma en pena? 2018-03-22
• La ciencia y la educación 2018-03-07
• Veamos “el vaso medio lleno” 2018-02-26
• Pueblo chico, infierno grande… 2018-02-18
• Darwin, ejemplo para la juventud 2018-02-11
• Entre la política y el deport 2018-02-08
• Federer, atleta y ser ejemplar 2018-01-29
• Recuerdos y deseos en la cuesta de enero. 2018-01-15
• ¡Ya tengo mi gallo! 2018-01-02
> Directorio     > Quiénes somos
® Gobernantes.com Derechos Reservados 2010